Cover Image

El ahorro incentivado como mecanismo de protección social: estudio de caso


VAN HUIZEN, T., PLANTENGA, J., MAKING TRANSITIONS PAY: AN ASSESSMENT OF THE DUTCH LIFE-COURSE SCHEME. JOURNAL OF SOCIAL POLICY , Vol. 39, no. 1 (2010), p. 35-52
Ref. 165021
Location: R.804 Archivo

Request the document


Keywords:
Contraprestaciones, Efectos, Evaluación de servicios, Innovaciones, Reforma, Seguridad Social, Países Bajos

Abstract:
Algunos estudios advierten que, si no se producen reformas estructurales, los actuales sistemas europeos de Seguridad Social pueden colapsar. Este artículo examina un nuevo programa de protección social implementado en los Países Bajos en 2006, sopesando su idoneidad a la luz del concepto de mercado de trabajo en transición (transitional labour market) propuesto por Günther Schmid. El Levensloopreeling es un sistema de ahorro incentivado que complementa de forma voluntaria la Seguridad Social. En síntesis, se trata de ofrecer a las y los trabajadores la posibilidad de acumular un fondo monetario del que puedan disponer cuando, por cualquier circunstancia, dejen el mercado laboral. Lo ahorrado puede ascender hasta un 12% anual del sueldo bruto y un total equivalente al 210% del sueldo anual bruto, y se deposita en cuentas especiales, administradas por entidades financieras. Las aportaciones –a las que también pueden contribuir las empresas– están libres de impuestos, si bien los ahorros tributan cuando se hace uso de ellos. En ese momento, además, se recibe una deducción fiscal de 191 euros por año de permanencia. El sistema permite, durante un máximo de tres años, reemplazar hasta el 70% de los ingresos por trabajo cuando se sale (‘transición’) del mercado laboral, ya sea para cuidar a personas dependientes, estudiar, jubilarse antes o para tomarse un periodo sabático; esto incluye el fin de la relación laboral, pero en este caso no hay beneficios fiscales. Los autores del artículo entienden que este sistema no satisface por completo los criterios de empoderamiento individual, solidaridad, y sostenibilidad laboral y de ingresos que, en la teoría del mercado de trabajo en transición, definen las buenas políticas sociolaborales. Por este motivo, abogan por sistemas mixtos de Seguridad Social, que combinen las aportaciones individuales (obligatorias o voluntarias) con medidas específicas para proteger a los colectivos menos favorecidos, que quedan al margen de la fórmula neerlandesa aquí estudiada.