Imágen de Portada
Duell, N., et al., Long-term unemployment in the EU: trends and policies. Gütersloh, Bertelsmann Stiftung, 2016, 88 p.
Ref. 512884
Localización: SIIS Archivo

Descargar documento


Palabras clave:
Política activa empleo, Desempleo de larga duración, Factor de riesgo, Crisis económica, Mercado de trabajo, Población riesgo, Juventud, Personas mayores, Inclusión laboral, Transición, Características población, Edad, Formación, Hombre, Muerte, Discapacidad, Política social, Políticas públicas, Prestaciones económicas, Prestaciones sociales, Programas de inserción, Utilización de servicios, Reforma, Efectos, Características servicio, Evaluación de servicios, Datos estadísticos, Evolución, Experiencias, Recomendaciones, Tendencias, Estudio comparativo, Europa

Resumen:
En esta publicación, editada por el prestigioso laboratorio de ideas Fundación Bertelsmann, se hace una revisión del estado actual del desempleo de larga duración en la Unión Europea. Las estadísticas presentadas en el informe proceden, en su mayoría, de la Oficina Europea de Estadística (Eurostat). Por lo tanto, no se hacen aportaciones nuevas en cuanto a datos estadísticos; es más bien el análisis de tales datos lo que dota de interés a esta publicación.

Según los autores, el desempleo de larga duración se incrementó de manera importante con el inicio de la crisis económica. A finales de 2015, casi un 50% de las 22 millones de europeos desempleados llevaban más de un año en el paro. No obstante, también se señala que el paro de larga duración ha bajado algo desde 2013, el año en que llegó a su punto más elevado. Pero el índice de paro de larga duración sigue siendo alto en gran número de países, siendo España, Grecia y Croacia los tres con mayor porcentaje de desempleo de larga duración en la Unión Europea. En cuanto a la composición del colectivo de parados de larga duración, el informe pone de relieve que se trata de un grupo relativamente homogéneo. Se sabe que los hombres están sobrerrepresentados, que la mayoría de los afectados tienen un nivel educativo muy bajo y que algunos de ellos tendrían serias dificultades para conseguir un empleo incluso en una coyuntura laboral muy favorable. No obstante, señalan los autores, en los países más perjudicados por la crisis económica resulta preocupantemente elevada la presencia de personas con una educación media o alta entre los parados de larga duración. El informe concluye resaltando el escaso desarrollo de medidas de activación en los países más afectados por el paro de larga duración. También se registra con alarma que el gasto social en políticas activas de empleo no haya aumentado al mismo ritmo que el desempleo de larga duración. Ante este panorama desolador, la Fundación Bertelsmann emite siete recomendaciones dirigidas a los responsables de las políticas de empleo.