Cover Image
THE IMPACT OF AGEING ON PUBLIC EXPENDITURE: PROJECTIONS FOR THE EU25 MEMBER STATES ON PENSIONS, HEALTH CARE, LONG-TERM CARE, EDUCATION AND UNEMPLOYMENT TRANSFERS (2004-2050) / THE IMPACT OF AGEING ON PUBLIC EXPENDITURE: PROJECTIONS FOR THE EU25 MEMBER STATES ON PENSIONS, HEALTH CARE, LONG-TERM CARE, EDUCATION AND UNEMPLOYMENT TRANSFERS (2004-2050). ANNEX. Serie: SPECIAL REPORT, BRUSELAS, ECONOMIC POLICY COMMITTEE, EUROPEAN COMMISSION, 2006, 199 p. 207 p.
Ref. 139115
Location: DFB Archivo

Download file
Download file


Keywords:
Cuidados de larga duración, Datos estadísticos, Dependencia, Desempleo, Efectos, Envejecimiento demográfico, Estadísticas de población, Estadísticas económicas, Estudio prospectivo, Gasto social, Jubilación, Mercado de trabajo, Migración, Pensiones, Personas mayores, Perspectivas, Política educativa, Política sanitaria, Prestaciones económicas, Protección social, Servicios de salud, Subsidio de paro, Unión Europea

Abstract:
¿Cómo afectará el envejecimiento de la población al gasto público que realizan los países de Europa? ¿Qué nivel de gasto provocará la pirámide de edad europea a mediados del siglo XXI? Según este informe, realizado por la Dirección General de Asuntos Económicos y Financieros de la Unión Europea y el Comité de Política Económica, si no se producen cambios en las actuales políticas y de acuerdo a las previsiones demográficas más razonables, pese al incremento de las tasas de actividad, el número de trabajadores se irá reduciendo a partir de los años 20. A consecuencia de ellos el ritmo de crecimiento del PIB de la UE se irá reduciendo. En esa coyuntura, ¿cómo evolucionará el gasto público? Crecerá, pero apenas un 4% hasta 2050. Las razones de ese escaso crecimiento radican en que, si bien el gasto en pensiones, atención sanitaria y atención a la dependencia se incrementará, se producirá al mismo tiempo una reducción en los gastos que hoy se destinan a la educación y al desempleo. El principal incremento en el gasto se producirá, además, a partir de la década de los 20. En España, sin embargo, el crecimiento será del 8% y los gastos relacionados con la vejez rozarán el 30% del PIB -frente al 20% actual- en 2030.