Cover Image

AMNISTIA INTERNACIONAL, ESPAÑA. UNA VIDA SIN VIOLENCIA PARA MUJERES Y NIÑAS. LAS OTRAS VICTIMAS DE VIOLENCIA DE GENERO: VIOLENCIA SEXUAL Y TRATA DE PERSONAS. Madrid, AMNISTIA INTERNACIONAL, 2009, 62 p.
Ref. 164787
Location: Archivo

Download file


Keywords:
Género, Informes, Malos tratos, Menores, Migración, Mujer, Normativa, Políticas públicas, Violación, Violencia, España

Abstract:
En los últimos años, se han elaborado numerosas medidas contra la violencia machista en el ámbito doméstico en España. Sin embargo, según este informe de Amnistía Internacional (AI), otras manifestaciones de violencia de género, como la violencia sexual y la trata de personas, han sido desatendidas. Después de realizar un resumen de los distintos tratados internacionales ratificados por España, el presente trabajo trata de analizar en qué medida se están cumpliendo. Resulta de especial interés el apartado dedicado a la Instrucción 14/2005, de obligado cumplimiento para todas las fuerzas de seguridad del Estado, excepto la Ertzaintza, que obliga a los funcionarios españoles a investigar la situación migratoria en la que se encuentran las ciudadanas extranjeras que denuncian malos tratos, con el fin de iniciar procedimientos sancionadores con posible resultado de expulsión. El consiguiente temor a denunciar es una barrera con graves consecuencias para los derechos de las mujeres en situación administrativa irregular. El informe concluye solicitando un marco de actuación estatal para responder de manera integral a las diversas formas de violencia de género. Según AI, en estos momentos existe poca información y pocos datos fiables sobre la violencia contra mujeres y niñas, especialmente en lo que respecta a la violencia sexual y la trata de personas. Además, advierten de la falta de legislación y de planes dirigidos a asegurar la atención integral, la protección y el acceso a la justicia para las víctimas de violencia sexual, y denuncian que, a pesar de las recomendaciones internacionales, el Gobierno español sigue sin poner en marcha mecanismos de prevención de la tortura que incluyan medidas contra la violencia sexual cometida por funcionarios del Estado.