Cover Image

Más de 27.000 personas atendidas en los programas de intervención con drogodependientes en centros penitenciarios en 2008


DIRECCION GENERAL DE INSTITUCIONES PENITENCIARIAS, PROGRAMAS DE INTERVENCION CON DROGODEPENDIENTES EN CENTROS PENITENCIARIOS. MEMORIA 2008. Madrid, MINISTERIO DEL INTERIOR, 2009, 127 p.
Ref. 165087
Location: D18.94

Request the document


Keywords:
Acción contra las drogodependencias, Delincuencia, Drogodependencias, Educación para la salud, Entorno institucional, Estadísticas de servicios, Intercambio de jeringuillas, Metadona, Prisión, Programas de actividades, Programas de desintoxicación, Programas de inserción, Programas de mantenimiento, Programas de prevención, Reducción de daños, Tratamiento médico, Autonomías, España

Abstract:
Como en años anteriores, el Ministerio del Interior presenta la memoria sobre los programas de inserción llevados a cabo en centros penitenciarios, un trabajo siempre de gran interés, puesto que la drogodependencia es uno de los problemas más importantes entre las personas que ingresan en prisión. En diciembre de 2008, la población penitenciaria estaba constituida por 63.517 internos, un 91,8% de hombres y un 8,2% de mujeres. Según los datos de la memoria, el 79,7% de los internos consumieron drogas en el mes anterior a su encarcelamiento. Las personas drogodependientes que ingresan en centros penitenciarios presentan un importante deterioro biológico, psicológico y social. Por ello, los programas de intervención que se llevan a cabo persiguen su normalización e integración social De acuerdo con el informe, los programas de intervención en las prisiones se estructuran en torno a tres áreas interrelacionadas: prevención, asistencia y reincorporación social. Durante 2008, 25.866 internos participaron en actividades de prevención y educación para la salud, que incluyen talleres de sexo seguro, de reducción de riesgos en el consumo, de habilidades sociales y formación de mediadores en salud. Entre los programas sanitarios, destaca el de intercambio de jeringuillas, que en 2008 atendió a 10.582 usuarios en 34 centros penitenciarios. Continúa la tendencia a la baja del número de jeringuillas distribuidas que se inició en 2006, debida, en gran parte, al menor uso de la vía intravenosa para el consumo de drogas. En lo que respecta a los programas de tratamiento con metadona, durante 2008 recibieron tratamiento 16.792 personas. También en este caso se confirma un descenso en el número de internos que participan en el programa, debido a los cambios en el consumo que se están produciendo en los últimos años. Se ha dado, sin embargo, un incremento de las personas atendidas en deshabituación ambulatoria y en módulos terapéuticos, que en 2008 llegó a 10.785, un 8,4% de la población interna. En total, un 20,1% de los internos de los centros penitenciarios del Estado (27.577 personas) ha participado en estos programas de intervención, un porcentaje ligeramente inferior al de 2007.